Amadablam 2003

Amadablam 2003

Expedició autofinanciada i en estil semialpí

Delhi 25 Septiembre  

Un tipo rapado de la KLM en el aeropuerto de Barcelona, nos recibe con impedimentos para nuestro regreso de Katmandú a Delhi (nuestra escala), ui, con un visado de transito de una sola entrada, en el regreso no os van a dejar ir a Delhi…………..ummm, pero si en el regreso solo estamos 5 horas, no hace falta visado. La embajada nos dijo que… -Ui, no, vais a tener problemas, y los de la embajada no son los que están ahí. Vamos a ver, no tengo mi visado de transito para pasar por Delhi? Pues déme mi pase de abordar y ya me apaño yo al regreso, hombre de Dios!!! En Delhi, descubrimos, en contra de lo que la embajada de la India en España dice, o con lo que la compañía aérea te atemoriza, que no es obligatoria un visado de transito para esperas de más de 12 horas. Que nos podíamos haber quedado, como muchas otras personas, a pasar 20 horas en el aeropuerto, sin salir, pero sin gastarte el dinero del visado, las llamadas, el servicio de mensajería y ahorrándote un precioso tiempo en los tramites. Aunque finalmente estuvo bien salir del aeropuerto a airearse i contaminarse en el exterior, y evitar 20 incomodas horas sin dormir, sentados en una silla, a las que sumar las 5 horas de retraso de Royal Nepal. Cosas que pasan en una expedición de bajo presupuesto autosubencionada.

Kathmandú 27 Septiembre  

Dos días en Katmandú son los justos para hacer el “debriefing, esta vez cosa de Héctor. Mientras, Miquel y yo ultimamos algunas compras: cartuchos de gas, música, chocolatinas y postales….lo imprescindible para una expedición. Revisamos los bidones que enviamos por cargo y algunos de los que ya tenemos en deposito aquí desde hace años. Esta mañana enviarán el material en avioneta a Lukla. Nosotros saldremos mañana y  desde este punto tardaremos 4 días de treking hasta llegar al campo base.

Phakding 2.500 m. 28 Septiembre  

Esta mañana salimos de Katmandú en avioneta a Lukla, llegamos en tan solo 45 minutos de un vuelo muy agradable. Empezamos el ritual de ir parando a tomar un té o la comida en diferentes “lodges”. Francamente, a un ritmo muy tranquilo y desestresado, vamos disfrutando del paisaje, de la desconexión del mundo y saboreando las charlas mientras caminamos. Llegamos a Phakding. Todo ha cambiado mucho desde que estuve en el 96, ahora en los “lodges” hay ducha con agua caliente en la habitación, en un principio creemos que utilizarla, solo contribuiría a la deforestación, pues usan la leña para calentar agua, pero en este “lodge” utilizan placas solares, así que mis compañeros me dejan sin excusa para no ducharme. La verdad es que no estoy muy acostumbrada a este lujo después de tantos viajes a Pakistán.

Namche 3.500 m. 29 Septiembre  

Hacia 7 años que no le veía, y esta mañana, de camino a Namche, me he cruzado con él. Roger sigue igual, dedicándose a colocar GPS por el Himalaya y midiendo los cambios de altura y situación en las montañas debido al movimiento de las placas tectónicas, Tal y como hicimos con él para el documental en Imax de Everest. Ayer estuvo en el campo base de Everest y recogió las últimas mediciones de sus GPS. Después de darme un fuerte abrazo y repetir no se cuantas veces “O my God” con su acento británico algo contaminado después de vivir en USA, me dice: - Tengo una buena y una mala noticia, la mala es que Everest ha crecido 21mm desde el 96, la buena es que se ha acercado también 21mm. - Bueno, lo tendré en cuenta por si se me ocurre volver!!!

Khunjung 3.790 m. 30 Septiembre  

Antes de salir de Nanche pasamos por la SPCC, ayer ya entramos en el parque Nacional de Sagarmata, y este organismo se encarga de controlar la polución de las expediciones. Tenemos que hacer una lista de todo el material que llevamos, cuerdas, mosquetones, tiendas, piolets, cartuchos de gas, pilas, oxigeno si fuera el caso, etc… Dejamos una fianza de 2.000 $ que nos será devuelta a la salida si regresamos con todo el material que figura en la lista. Desde que salimos de Lukla hace tres días, no hemos visto el sol. Ayer empezó a llover y hoy a las 7 de la noche todavía sigue igual.

Tiangboche  3.900 m.

1 Septiembre   Esta mañana entre nubes niebla vemos aparecer la cumbre del Amadablam, pero la ilusión óptica dura apenas unos minutos, el día sigue cubierto. Llegamos a Tiangboche, un monasterio precioso, lo recordaba con más colorido, ahora se encuentra algo descuidado, pero su ubicación sigue dándole una magia especial.

Campo Base 4.500 m. 2 de Septiembre  

Es la aproximación más sencilla que he hecho a una montaña, en tan solo dos horas y cuarto llegamos al base desde el último pueblo, Piangboche. ……………. Lo que quiere decir que de bajada las cervezas están a tan solo una horita!!!!  El campamento está situado  sobre un llano de césped, con un riachuelo al lado y unas letrinas no muy lejos. Bueno, más comodidades imposible. Vimos Amadablam muy temprano esta mañana, pero se nos tapó el tiempo al llegar al base. Para este año hay 20 expediciones contabilizadas, según el ministerio ya habían salido cuatro, pero al llegar al base solo están los alemanes que comparten permiso con nosotros, eso quiere decir que tendremos que empezar a trabajar nosotros primero en la ruta.

Campo Base 4.500 m. 3 de Septiembre  

Nos despiertan a las 6 de la mañana los picotazos de los cuervos en la puerta de la tienda cubierta de escarcha. Un día perfecto. Salimos para aclimatar un poco y hacer un porteo de cuerdas y tiendas hasta un depósito situado sobre los 5.200 m y regresamos al base a comer. Al llegar encontramos un montón de cosas dispersas por el suelo, por lo visto mientras no estábamos, los cuervos han entrado en la tienda de Mani y se han zampado toda una caja de chocolatinas.

Campo Base 4.500 m. 5 de Septiembre  

El sol sale a las 5 de la mañana, más o menos; digo más o menos, porque nunca he estado levantada tan temprano como para comprobarlo. Nuestras tiendas reciben la luz directa del sol a las 7: 30, así que sin prisas, a esa hora empezamos ha andar con la intención de montar el campo I esta mañana. El camino es muy tranquilo, durante una hora subimos por una pendiente suave de hierba por la loma de una montaña, luego algo más árido y seco, sigue también un caminito donde a 5.200 m después de un total de 2 horas recogemos las cuerdas fijas y las tiendas que dejamos hace un par de días. Seguimos el camino hasta perderlo en un mar de bloques que nos dejan a  pié de una pared algo más vertical, pero muy factible para trepar sin cuerdas fijas. Hemos tardado algo menos de 5 horas. Entre bloques enormes, encontramos algunas repisas para montar la tienda, la mayoría ya ocupadas por tiendas (sin montar) depositadas por los portadores de otras expediciones (que aún no han llegado al campo base). Estamos a 5.700 m. Miguel y yo pasamos un rato rehabilitando dos plataformas para montar las tiendas…..aún que no caben. Descendemos en 2 horas, mañana descanso.

Campo Base 4.500 m. 9 de Septiembre  

Antes de ayer subimos al campo I (5.700 m) a pasar la noche y ayer fuimos a montar campo II (5.900 m). El día amanecía un poco entelarañado; 4 porteadores de otras dos expediciones iban algo por delante, fijando alguna cuerda, pero básicamente aprovechando las de años anteriores, cosa que da un poco de “yuyo”. La mayoría son lo que llamamos cuerda Coreana, son cuerdas de plástico, como las de tender ropa pero más gorda. Las nuevas que ellos fijaron también eran Coreanas…..Hoooolls!!!!  Nosotros llevamos cuerda estática de escalada de 11 mm, que también fijamos aquí y allá. Cuando llegamos al campo II los porteadores dejaron tiendas sin montar ocupando algunas plataformas antes de bajarse. Yo me quedé a hacer una plataforma y montar una tienda mientras Miguel y Héctor se adelantaron a fijar algo más de cuerda hacia campo III. Empezó a nevar y regresamos al campo I. Esta mañana seguía nevando así que nos bajamos al base a descansar hasta nuestro ataque final y ver un capitulo de los Simpson!!!

Campo Base 4.500 m. 16 de Septiembre  

Parece que las cosas se van clarificando algo más, pero esta última semana ha estado llena de confusión y dudas.   El pasado día 11, el líder de la expedición comercial Alemana de Amical, Robert, murió al sufrir una caída de 400 m. Hay varias versiones del accidente. La primera y tal vez la menos creíble, es que una de las cuerdas fijas de la torre amarilla se rompió, la última y la más reciente, y tal vez  la más verosímil indica que tratando de reparar una de las cuerdas fijas por algún motivo resbaló.   Debido a este accidente hubo un parón en la instalación de la ruta, Miguel, Héctor y yo volvimos a subir el lunes día 13 al campo I, donde depositamos otra vez unos metros de cuerda estática.........creo que la única que existe en la montaña, ya que toda la demás sigue siendo “cutre-cuerda de plástico Coreana”. Mientras Rubén y Mani decidían abandonar la escalada e irse de treking al “Kalapatar”  de 5.500 m.   Los sherpas de la expedición americana han tardado tres días en fijar cuerdas del Campo II al III, ayer día 15 aún no habían acabado de recorrer la arista de las setas que termina en un serac a 6.400 m, el campo III. Nosotros regresamos ayer al campo base. Por la mañana hubo una ceremonia-funeral en honor de Robert.   Hoy día 16 descansamos con la intención de subir mañana al campo II y el 18 atacar la cumbre.

Campo Base 4.500 m. 19 de Septiembre  

Por una vez las cosas han ido como las planeamos...........bueno, casi.  

El viernes 17, salíamos a las 6’30 AM Miguel y yo, hacia campo II (5.900), pero por el camino Miguel no se sintió demasiado bien y decidió regresar al campo base. Antes de irme, nos despedimos con un fuete abrazo. Seguí hasta el campo II sola, recorriendo este tramo (CB-CII) en 6 horas. Una vez superada la pirámide amarilla, noté que una de las cuerdas Coreanas en la que Héctor resbaló y había querido cambiar, ya no  estaba, en su lugar, una gruesa cuerda dinámica azul completaba el recorrido que desemboca justo en campo II. Por la radio hablé con el campo base, que estaban bastante pendientes de mí, después del accidente justo donde la cuerda azul reemplaza la coreana, seguían mis movimientos ..........por si acaso. La verdad es que encontrarme casi sola en ese punto, una torre de granito suspendida en un mar de nubes, bañada de la calida luz del atardecer y rodeada de bellísimas montañas himalayicas, me hizo recuperar algo de lo perdido en expediciones pasadas.   El sábado 18, tenia el despertador puesto a las 4 AM, pero no me hizo falta, apenas pude dormir, una vez que tengo la tienda para mi sola y las piedras del suelo pueden más que mi sueño!!!! Antes de salir del campo II hacia cumbre, a las 5,30 AM llamé a Héctor por el radio; ayer se decidió por algo que le motivaba mucho: salir para cumbre desde el campo base, teniendo como “back ground” 6 horas para la cumbre de Aconcagua desde el base, esté reto se planteaba bastante realista. Efectivamente, cuando hablé con el ya estaba a medio camino entre CI y CII. El terreno en el que me encontraba ahora era nuevo para mi, la pirámide gris que habíamos observado de lejos desde el campo II, ahora la veía de cerca, bueno, no lo veía mucho, ya que aún era de noche y me iluminaba con la luz del frontal. Un terreno mixto de granito y hielo me lleva hasta la arista de las setas, mientras amanece. De vez en cuando voy contactando con Héctor y con Miguel que está en el campo base y que nos observa con los prismáticos. Llego al campo III (6.400) en 2 horas, me noto deshidratadísima, y lo siento en el ritmo, el “Camelback” donde llevo el agua está congelado. Paro 30 minutos en el campamento y empiezo a subir las últimas rampas de nieve muy regulares, por detrás Héctor ya empieza a alcanzarme. Empiezo a sentir mucho frío en las manos, aún y con el pack de calor que me he puesto dentro del guante, de hecho desde el collado encima del serac, donde se sitúa el campo III, el viento ha empezado a dar más de lleno. El sol empieza a darnos de lleno y parece que la cosa es más llevadera, Héctor y yo nos encontramos poco antes de llegar a la cumbre............emocionante!!! A las 11Am, en la cumbre descubrimos lo que nos rodea, y echamos de menos a los que no están, a Miguel. Decidimos bajar rápido, Héctor acusa algo el cansancio, no me extraña, ha tardado 10 horas del base a la cumbre, esta noche dormimos de nuevo en campo I después de recoger todo en campo II.   Hoy, llegamos a base, Miguel nos recibe con un arroz de verduras y unos huevos fritos............hummmm, apenas he comido en dos días......mal hecho, lo sé.   Mañana nos vamos, así que, después de empaquetar el equipo, nos sentamos en la tienda comedor a comer pistachos, saborear la cumbre con la única botella de “cabernet-sauvignon” que traemos, escuchar “Cat Stevens” y salvar al mundo con nuestra conversación. ¿Hay una manera mejor determinar una expedición?

 

Nombre de la montaña: Amadablam

Significado: “El collar de la Madre”

Altura: 6.812m

Ruta escalada: Sur-Oeste

Porteadores: No

Campamentos:  

Campo base: 4.500 m                        

Campo I: 5.700 m                        

Campo II: 5.900 m                        

Campo III: 6.400 m

Horario a cumbre:     

Campo base-campo II: 6 h                               

Campo II-cumbre: 5 h

Metros de cuerdas usados: 600 m.

Metros de cuerda que requiere la ruta: unos 2.500 m

Tiempo empleado: 17 días + trek

Temporada: Postmonzón

Día de cumbre: 18 Octubre

A tener en cuenta:     

Poco espacio en plataformas en campo I y II.

Las cuerdas de plástico “Coreanas” viejas en la ruta son peligrosas.

El último pueblo a 1-2 horas de distancia del campo base.